Skip to main content

Uno de los cambios más importantes a la hora de volar es el de la presión atmosférica. Estos cambios pueden afectar a diversas partes del organismo, una de ellas los dientes. Especialmente durante los vuelos más largos, puede darse una circunstancia conocida como barodontalgia. En este artículo te contamos qué es y cómo prevenirla.

Definición de barodontalgia

La barodontalgia es un tipo de dolor muy específico y de diversa intensidad que aparece en los dientes a causa de los cambios en la presión atmosférica. Para que resulte más fácil de entender, se puede decir que la presión del ambiente se traslada a la boca. Y produce una sensación similar a la de apretar con fuerza los dientes.

Este tipo de dolor puede aparecer también cuando se cambia la altitud en general, por ejemplo, buceando o escalando montañas. Lo que significa que no es específica de los vuelos, pero es la situación más habitual en el que la presión atmosférica se ve modificada.

Además del dolor dental, durante el vuelo pueden aparecer otros síntomas dependiendo del estado de la boca de cada persona. Por ejemplo, un paciente con caries puede sentir dolor con mayor intensidad. El aire se introduce entre los espacios y puede generar pequeños orificios en el diente, llegando incluso a fracturarlo en los casos más graves.  Por otro lado, los pacientes que han pasado por una cirugía bucal deben tener un especial cuidado a la hora de subir a un avión. Podrían llegar a sufrir pequeñas hemorragias en la zona intervenida, por lo que se recomienda consultar al dentista en Madrid antes de volar y llevar gasas por si ocurriera.

Causas de la barodontalgia

La barodontalgia puede ser causada por varias condiciones dentales y de los senos paranasales que son sensibles a los cambios de presión atmosférica. Algunas de las causas comunes de la barodontalgia incluyen:

  • Caries dental: las caries no tratadas pueden exponer la dentina sensible o la pulpa del diente a los cambios de presión, lo que puede desencadenar dolor durante la exposición a altitudes elevadas o durante vuelos en avión.
  • Restauraciones dentales defectuosas: las restauraciones dentales como empastes, coronas o puentes pueden provocar sensibilidad y dolor si no están correctamente selladas o si hay grietas o fracturas que permiten la entrada de aire durante los cambios de presión.
  • Infecciones pulpares: las infecciones en el interior del diente, como la pulpitis, pueden causar inflamación y dolor agudo cuando se someten a cambios de presión.
  • Problemas sinusales: las infecciones sinusales o la sinusitis pueden provocar dolor facial y dental durante los cambios de presión, ya que los senos paranasales y las raíces dentales están estrechamente relacionados anatómicamente.
  • Trastornos temporomandibulares (TMJ): los problemas en la articulación temporomandibular pueden causar sensibilidad y dolor en la mandíbula y los dientes durante los cambios de presión, especialmente durante el buceo submarino.

Estas son solo algunas de las posibles causas de la barodontalgia, y es importante que un profesional de la salud dental evalúe y diagnostique el problema específico para determinar el tratamiento adecuado.

Síntomas de la barodontalgia

La barodontalgia puede manifestarse con una variedad de síntomas que afectan los dientes y las estructuras circundantes. Algunos de los síntomas más comunes de la barodontalgia incluyen:

  • Dolor dental agudo o punzante: uno de los síntomas más prominentes de la barodontalgia es un dolor dental agudo y punzante que puede ocurrir durante los cambios de presión atmosférica, como durante el despegue o el aterrizaje de un avión, o al descender o ascender durante el buceo submarino.
  • Sensibilidad dental: los dientes afectados por la barodontalgia pueden volverse sensibles al frío, al calor o a la presión. Esto puede hacer que sea incómodo masticar, beber líquidos fríos o calientes, o incluso respirar por la boca.
  • Dolor facial: la barodontalgia también puede causar dolor en la mandíbula, la cara o los senos paranasales, especialmente si la causa subyacente es una infección sinusal o un trastorno temporomandibular (TMJ).
  • Malestar al masticar o hablar: el dolor y la sensibilidad dental asociados con la barodontalgia pueden dificultar actividades cotidianas como masticar alimentos o hablar.
  • Agravamiento de los síntomas existentes: las personas que ya tienen problemas dentales, como caries, infecciones pulpares o trastornos de la articulación temporomandibular (TMJ), pueden experimentar un empeoramiento de sus síntomas durante los cambios de presión atmosférica.
  • Dolor persistente después de la exposición: en algunos casos, el dolor dental asociado con la barodontalgia puede persistir durante horas o incluso días después de la exposición a los cambios de presión.

Es importante tener en cuenta que los síntomas de la barodontalgia pueden variar en gravedad y duración dependiendo de la causa subyacente y la sensibilidad individual de cada persona. Si experimentas alguno de estos síntomas durante o después de la exposición a cambios de presión atmosférica, es recomendable buscar atención dental para recibir un diagnóstico adecuado y el tratamiento necesario.

¿Cómo evitar la barodontalgia?

Para evitar que la salud bucodental en Madrid se vea afectada durante un vuelo, puedes tener en cuenta algunos consejos básicos. Una visita al dentista profesional es la mejor manera de asegurarse que la salud de la boca es la adecuada. Pero también debes evitar tomar café y bebidas azucaradas, y puedes llevar chicle contigo para favorecer la masticación, lo que ayuda a paliar las alteraciones de presión en los dientes.

Si tienes más dudas al respecto, no dejes de visitarnos en nuestra clínica dental de Madrid. Haremos que tu vuelo sea placentero y seguro para tu salud bucodental con una revisión.

 

Directora de la Clínica Dental Dra. Irene Borro Licenciada en Odontología por la Universidad Europea de Madrid en el año 2005. Máster oficial en Endodoncia Avanzada, Universidad Europea de Madrid. Diplomada en Cirugía Bucal, Universidad Complutense de Madrid. Miembro de la Sociedad Española de Endodoncia (AEDE).

Close Menu